LECCIONES DEL TELETRABAJO


LECCIONES DEL TELETRABAJO

Ciudad de México, octubre del 2020.- Los esquemas laborales se vieron modificados luego del confinamiento originado por el COVID – 19, habilitando al teletrabajo como la mejor alternativa para mantener, en la medida de lo posible, el funcionamiento de la economía.

De acuerdo con la “Encuesta regional 2020: ¿Cómo se transformó el ámbito laboral y familiar?” que realizó IAE Business School, México es el país de Latinoamérica en el que el teletrabajo ha tenido mayor aceptación y donde las expectativas para esta modalidad son altas.

En el país 84% de las personas, aún con la emergencia, ha gustado de vivir la experiencia del teletrabajo. Además de que 76% encuentran que esta herramienta se adapta a su puesto. Cabe destacar que únicamente 54% señaló que, después de la emergencia, le gustaría trabajar con las mismas condiciones.

“Esto nos debe llevar a reconsiderar cuáles son las condiciones ideales para el nacimiento de un nuevo esquema de trabajo que favorezca el bienestar físico y mental de los colaboradores, a la par que se sigue impulsando el crecimiento de cada empresa con sus respectivas industrias. Por este motivo, es importante diagnosticar desde ahora las variables en juego”, afirma Fernando Núñez, Subdirector de Recursos Humanos de PM Steele®.

-Nacimiento de la era contactless: El ejercicio de no tocar para reducir la posibilidad de contagio, ha desplegado una diversidad de opciones para hacer posible la nueva normalidad y así reactivar la economía. De la mano de la tecnología, la consigna del no contacto físico, se vuelve una realidad necesaria. Así, el diseño de soluciones para que las y los colaboradores puedan entra, salir, moverse, trabajar, comer, así como divertirse dentro de los inmuebles con el menor riesgo posible, refuerza las medidas sanitarias como el uso del cubre bocas, la desinfección de superficies y objetos de uso común, así como la ventilación de los inmuebles.

-La factura de la soledad: Se ha sugerido que la soledad tiene el mismo efecto nocivo en la salud que el provocado al fumar 15 cigarrillos al día, aumentando en un 31% el riesgo de padecer otras enfermedades. El teletrabajo propicia una atmósfera de aislamiento en la que las personas no se relacionan con nadie más de manera física, únicamente por correo electrónico, teléfono y ahora, videollamadas.

LECCIONES DEL TELETRABAJOEsto, a la larga, provoca una reducción en la empatía y en la capacidad para relacionarse no solo de manera interna, sino que puede llegar también al cliente por la pérdida de tolerancia a las diferentes situaciones sociales existentes.

Soluciones tecnológicas: Gracias a los avances en esta materia, las operaciones de la empresa pudieron seguir un curso estable pese al cese físico de las actividades. La pandemia ha sido un catalizador para llegar a la modernización de la industria 4.0, la cual permitirá automatizar los procesos, salvaguardará el bienestar de los colaboradores y los dotará de las herramientas necesarias para gestionar al 100% sus actividades dentro de las oficinas e incluso fuera de ellas. Hoy el nuevo esquema aún se encuentra en proceso de configuración, con muchos detalles por afinar; por ejemplo, para aquellos quienes trabajan en casa mientras sus vecinos tienen música a todo volumen, también para los que no conocían las plataformas virtuales y tienen que adaptarse a ellas; así como para los que tienen jornadas laborales desdibujadas, propiciando una conexión 24×7.

¿La clave? En la medida que las empresas, empleadores, así como colaboradores se adapten a las nuevas circunstancias y desarrollen un sentido de corresponsabilidad de cuidarse en la oficina, casa u otros sitios, comenzarán a notar los beneficios económicos, sociales e incluso ambientalistas de mantener un esquema mixto de trabajo.

“Para lograr esta atmósfera armónica, es necesario echar mano de herramientas como el diseño, a través de la cual es posible transformar los espacios. Recordemos que, al igual que otros seres vivos, los ecosistemas en los que nos encontremos tendrán repercusiones en nosotros. De tal manera que, si en el contexto actual los lugares son seguros, higiénicos, hiperconectados y promueven la convivencia necesaria para cualquier persona, el tránsito a espacios del futuro será grato”, concluye el especialista.